El conocimiento es poder: conoce a tus clientes y vende más

Hacer conocida una marca era una estrategia fundamental en el principio del email marketing y la publicidad.

Sin embargo, hoy es claro que este conocimiento debe ser mutuo: la marca debe llegar al cliente y conocer no sólo sus datos sino su comportamiento online para poder ofrecerle contenido personalizado según sus intereses.

Que el envío de emails salgan con el nombre del usuario o que le llegue una oferta por su cumpleaños fue un inicio de la personalización del email marketing que hoy requiere sumar otras instancias: el desafío consiste ahora en generar una estrategia de comunicación donde el mensaje esté personalizado a partir de los los intereses y necesidades del cliente.

Saber si mostró interés por un producto pero abandonó el carrito de compra, o tener registro de qué compras ha realizado es una información que permite a la empresa conocer a su cliente de una manera mucho más profunda y efectiva que sólo conocer el género y edad, ya que sobre la base de este análisis de tendencias de consumo y de la decisión de compras es posible llevar adelante una campaña de email marketing que, implementada en el momento exacto, dará resultados increíbles.

Las compañías saben que los clientes del siglo XXI esperan mucho más que un producto o servicio de calidad: esperan un trato personalizado que los haga sentir únicos, y que actualmente es posible lograr gracias a las nuevas tecnologías.

Cada clic que hace una persona está brindando información sobre sus deseos, preferencias  e intenciones de compra, la cuestión es cómo aprovechar esa información –cuyo volumen puede ser muy grande- para poder hablarle al cliente lo que le interesa en el momento indicado, pensemos en el efecto frustrante que puede tener una oferta recibida cuando ya se ha efectuado la compra. La buena noticia es que una planificación estratégica bien configurada, es decir desarrollada a partir de objetivos de negocio claros que orienten las las acciones de márketing va aumentando su efectividad en el tiempo, es decir, continúa enriqueciéndose con información sobre los contactos y ésto permite configurar acciones más complejas y automatizadas..

Ahora, ¿cómo lograrlo?

emBlue, tiene una misión en relación a este objetivo y es crear comunicaciones digitales relevantes y personales, en esta dirección, la función de remarketing que en la plataforma puede realizarse vía Gestor de Contenidos permite enviar piezas de mail únicas a los contactos de la base según su actividad. Es decir, brinda la posibilidad de configurar en un solo armado la pieza HTML para que cada destinatario vea contenido diferente, y personalizado según sus actividades  recientes, para lograr éxito en las campañas de email marketing.

Un cliente potencial que mostró interés por un producto pero no concretó la compra puede convertir si se trabaja con una estrategia de personalización. Una opción para lograr esto, según los expertos de emBlue, es el remarketing por ítem, con el cual el contenido de las piezas de email se carga por los intereses del usuario. Poder enviar el mismo email a toda la base de datos, pero ofreciendo ofertas específicas a cada contacto según sus intereses, hoy es posible y puede hacerse de manera automatizada a través de la plataforma, es decir que no necesitamos un numeroso equipo de diseñadores, maquetadores y analistas para implementarlo, sino que la plataforma lo hace por nosotros.

Conocer al cliente permite llevar adelante estrategias y tomar decisiones como marca que brindan una nueva opción para vender y aumenta la performance de las campañas. Y las herramientas tecnológicas para hacerlo están al alcance de la mano, de modo que hoy solo se trata de saber aprovecharlas para no perder ninguna oportunidad de conversión.

Celeste Lang

Post Relacionados